miércoles, 27 de junio de 2018

Sabiduría oriental

En la primera cita fuimos al restaurant chino. Mitad porque Lin Mei es china y mitad porque no me alcanzaba para un lugar mejor.
Apenas nos sentamos nos trajeron las tradicionales galletas de la fortuna.
A ella le tocó: «Hallarás el amor esta primavera.»
Supuse que eran galletas viejas, porque estábamos en otoño; sin embargo, la mía decía:
«Si la haces llorar te mato, gusano.»



No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Que te pareció esta historia?